Descubre Turquia Con Pride Viajes

Descubre Turquia Con Pride Viajes
Efeso-Pamukkale-Capadocia
Home » » Cosas que Ver en Estambul

Cosas que Ver en Estambul

Written By alexa bahar on lunes | 4:54

Cuales son los lugares que ver en Estambul?






Estambul es la ciudad mas poblada y mas desarrollada de Turquia y es uno de los destinos mas turisticos de Europa
. La ciudad siendo la capital de los Imperios Bizantino y Otomano, posee muchos restantes historicos que valen la pena visitar.

ESTAMBUL TURISMO


Estambul no es famosa por su historia solo, sino tambien ofrece muchas bellezas naturales que descubrir durante su estadia.

Los que desean conocer la ciudad profundamente, deben pasar por lo menos una semana entera en Estambul pero si no tienen tanto tiempo para pasar en Estambul solo y desean descubrir el resto de Turquia en su tiempo restante, los mas basicos de la ciudad se pueden ver dedicando 3 dias enteros.

En este post, podran encontrar informacion sobre los lugares mas emblematicos de Estambul para un turista extranjero y  las actividades que hacer en Estambul durante su estadia.


La mayoria de los monumentos mas destacados y los lugares turisticos de Estambul se encuentran en la ciudad antigua; Sultanahmet. ( Por eso si estan interesados mas en visitas culturales e historicas que la vida nocturna o hacer compras en Estambul, recomendamos que se alojen en la parte antigua de Estambul)

Que Ver en Estambul?

(Los lugares que se indican abajo se pueden visitar por su propia cuenta o tomando excursiones guiadas en espanol.)

Para los que deseen, proporcionamos el servicio de guia turistico solo - en espanol o en ingles - para descubrir a su aire los lugares mas representativos de Estambul . POR FAVOR CONSULTAR por el formulario de contacto en el sidebar.

Turismo de Estambul:

1- La Mezquita Azul ( Mezquita de Sultanahmet)

Uno de los grandes atractivos de Estambul, es sin duda su conocida Mezquita Azul, también conocida como Sultanahmet Camii.

Es una enorme mezquita que está separada de la también famosa Iglesia de Santa Sofía por una plaza, la de Sultanahmet.

Desde fuera reconocemos su figura y contemplamos una mezquita clásica, pero de unas dimensiones tan grandes, que ciertamente pocas mezquitas tienen. Además una de sus principales características es que aún cumple las funciones de templo religioso musulmán, y por tanto mantiene intacta su esencia tradicional.

La historia de esta mezquita nos hace remontarnos al año 1609, cuando durante la mejor época del Imperio Otomano, fue ordenada su construcción. Una de las mayores controversias religiosas que se recuerdan se dio en ese momento, ya que esta mezquita azul fue la única que se atrevió a tener los mismos minaretes que la de La Meca, lo cual fue objeto de críticas airadas por parte de autoridades religiosas de la ciudad más importante para los musulmanes.

Nos encontramos ante todo, con un edificio realmente impresionante, de hecho, enseguida entendemos el porque de su nombre de “Mezquita Azul”; es por la enorme cantidad de azulejos que existen en todo el conjunto arquitectónico, fundamentalmente en su interior.

Entraremos a través de cualquiera de sus impresionantes pórticos, teniendo en cuenta además que la entrada al templo es totalmente gratuita.  Una vez que nos encontramos en la parte interior de la mezquita seguramente nos sorprenderemos con sus increíbles lámparas que se sitúan a muy baja altura, la finalidad de que las mismas estén tan bajas era la mayor facilidad para sustituir los cirios apagados.

Otro de los atractivos del interior de la Mezquita Azul es contemplar desde dentro su gran cúpula, impresiona que en un lugar tan amplio y con prácticamente nula iluminación artificial, la luz natural esté tan aprovechada y otorgue tanto brillo al interior del templo.

Nuestra visita no será una visita completa si no vivimos desde dentro una ceremonia religiosa musulmana. Ya que una vez dentro, y en función de los horarios de la mezquita, podremos disfrutar con la homilía, que se realiza en turco, o con la llamada a rezar que es en árabe, como manda la tradición religiosa.

Una vez salimos al exterior, nos encontraremos en el Patio de la Mezquita, un espacio rodeado de soportales y que tiene exactamente el mismo espacio que la parte interior. Desde este patio, que en su momento fue lugar de reunión, celebraciones e incluso mercados, podemos contemplar toda la mezquita, obteniendo una verdadera idea del tamaño del recinto.

Si estás interesado en visitar la Mezquita Azul en Estambul, te daremos algunos consejos imprescindibles para conocerla a fondo sin ningún tipo de inconveniente. Son consejos que tienen que ver con la vestimenta y la forma de llevarla en el interior del recinto de la mezquita.

En primer lugar has de saber que hemos de descalzarnos al entrar a la mezquita como manda la tradición musulmana, además también es muy tradicional lavarse los pies e incluso llevar las rodillas y los hombros cubiertos, por ello prescindiremos de pantalones excesivamente cortos y de camisetas sin mangas o “musculosas”. 

En el caso de las mujeres, es importante destacar en primer lugar que ha de ir siempre con la cabeza cubierta (aunque la tolerancia a las mujeres que llevan la cabeza destapada ha aumentado conforme lo ha hecho el turismo), además también has de saber que la mujer tiene un espacio de rezo diferente al del hombre

Más allá de estas precauciones, estamos convencidos que tu visita a la Mezquita Azul será una experiencia inolvidable. De hecho, es uno de los motivos más convincentes para visitar Estambul.



2) El Museo de Santa Sofia


Se puede decir que es el monumento mas importante que visitar en Estambul. Se encuentra justo enfrende de la mezquita azul. Fue construido como una iglesia y mas tarde fue convertido en una mezquita musulmana y hoy en dia, es un museo turistico - uno de los monumentos mejor preservados de Estambul.

Para tener informacion con mas detalles sobre el catedral de Santa Sofia, puede ver este articulo



3) El Palacio Topkapi

Siendo la residencia de los emperores del Imperio Otomano hasta la construccion del Palacio Dolmabahce en la costa del Bosforo, El Palacio Topkapi tiene una gran importancia en la historia de los Otomanos y los Turcos.



El Palacio de Topkapi y el Haren del mismo son unos lugares muy interesantes de Estambul. Aqui en este post, pueden ver mas sobre del Palacio Topkapi Estambul. 



4) La Cisterna Basilica - La Cisterna Subterranea

La cisterna basílica es una de las obras más importantes de todo Estambul. La misma es una sala

subterránea que se encuentra en la zona sudoeste de Santa Sofía. La sala tenía la única funcionalidad (no poco importante) de servir como depósito de agua para casos en los cuales hubiera sequía o la ciudad estuviera bajo ataques enemigos.

Estamos ante una obra verdaderamente histórica puesto que la misma se construyó en el año 527 D.C por el emperador Justiniano I, aunque antiguamente, sobre esta Cisterna Basílica había una pequeña capilla de la misma forma que fue construida siglos antes.

Una vez accedemos al recinto nos sorprenden sus impresionantes columnas de mármol oscuro entre las cuales dirigimos la mirada al horizonte y ciertamente perdemos la cuenta de la cantidad exacta, lo cual nos habla de que nos encontramos ante una enorme bóveda de dimensiones colosales. Su espectacularidad le ha hecho ganarse el nombre de “Palacio Sumergido”.

Es una obra que sorprende al visitante tanto por sus dimensiones (pensemos que ocupa un espacio de más de 140 metros de longitud y más de 70 metros de ancho) como por su increíble acceso (se entra por una escalera de más de 50 peldaños) y su impresionante construcción que la hace ostentar más de 336 columnas de mas de 10 metros de altura cada una. Estas columnas se separan unas de otras con unos cinco metros de distancia formando en total 12 filas de 28 columnas cada una, si leerlo impresiona, imagínese conocerlo personalmente.

La obra nos habla de que fue construida con el mayor cuidado posible, teniendo en cuenta detalles tales como los materiales, en donde se eligieron columnas de varios tipos de mármol y se adoptó  un enorme detallado con capiteles trabajados al milímetro.

La Cisterna Basílica, además alberga maravillosas esculturas de la época romana, destacando especialmente las conocidas como “cabezas de medusa” de las cuales se desconoce su procedencia. Son esculturas que representan el rostro y la cabeza de varias mujeres con el cabello formado por trenzas de serpientes venenosas, con una fuerte presencia en la mitología greco-romana.

Esta maravillosa nave subterránea ha sido objeto de diversas restauraciones que han conseguido que llegue intacta hasta nuestros días, la primera restauración fue realizada durante el siglo XVIII en el cual, bajo el reinado del emperador Ahmet se modificó el acceso a la cisterna y se restauraron las principales esculturas. Ya durante el siglo XIX, se produjo una segunda restauración en la cual se mejoraron las estructuras básicas de la cisterna evitando su deterioro fruto de la presión de la tierra.

Consejos para visitar la Cisterna Basílica


Llegar a la Cisterna Basílica es relativamente fácil ya que se encuentra a pocos metros de otros puntos de interés tales como Santa Sofía o La Mezquita Azul. En cualquier caso, siempre tendremos la opción de tomar el tranvía en dirección sultanahmet (línea T1)

La Cisterna Basílica tiene un horario verdaderamente amplio, ya que abre de miércoles a lunes desde las 9hs hasta las 18:30hs, cerrando un único día a la semana, los días martes. Acceder cuesta 10 liras. La experiencia es realmente impresionante, ya que durante nuestro recorrido por el Palacio Sumergido nos pondrán todo tipo de música relajante que hará de la visita un recuerdo muy especial para el visitante.

Por todo lo dicho, la visita a la Cisterna Basílica es una de las mejores experiencias que podemos vivir en la ciudad de Estambul. Para muchas personas, entrar en este precioso espacio es sumergirse en otro mundo, un mundo mucho más tranquilo, silencioso y también un mundo lleno de misticismo y grandes historias de toda una ciudad como Estambul.


5) El Gran Bazar 

Nuestra visita a la ciudad de Estambul no estará completa hasta que visitemos El Gran Bazar. El mismo es el mercado más grande y característico de la ciudad, y también uno de los más antiguos del mundo.

Pero no sólo impresiona por su tamaño, sino también por los productos que en él son objeto de comercio, por el colorido de los puestos, el arte de negociar de los vendedores y compradores en donde el regateo es un modo de entender el comercio así como por la propia esencia tradicional de un mercado que se resigna a perder su identidad y la mantiene intacta bien entrado el siglo XXI.

Nos encontramos ante una enorme zona de comercio de más de 45 mil metros cuadrados en donde cerca de treintamil comerciantes ejercen el noble oficio de vender y comprar productos de todo tipo.

Es un lugar que es objeto de visita obligada para los locales y para los visitantes. Se calcula que cerca de medio millón de personas acuden diariamente a este inmenso espacio de comercio.

Fue fundado en la época de Mehmed II, justo tras la conquista de la ciudad a los bizantinos y desde entonces este mercado fue ganando peso en el día a día de la ciudad de Estambul, cada vez más cantidad de comercios y calles fueron cubiertas por el oficio de la compraventa, posteriormente también se amuralló el recinto.

El gran bazar, pasó momentos difíciles ya que fue asolado en diversas ocasiones por incendios e inundaciones, las cuales ha ido superando a la vez que el propio mercado crecía. Además de los oficios de comprar y vender productos de artesanía, alfombras, ropa o alfarería, también es un espacio ideal para comer los platos más tradicionales de la gastronomía local.

Entre los datos más curiosos de este mercado está el nombre de las calles del mismo, ya que cada calle tiene el nombre del artículo que se vende en las tiendas de esa calle.

Los productos más adquiridos por los visitantes son fruta, verdura y alimentación en general, así como también alfombras, trabajos artesanales, pinturas, adornos y ropa de todo tipo.

No es un mercado excesivamente barato, si queremos conseguir precios razonables habremos de regatear, punto que trataremos en el siguiente apartado.

Consejos para la visita al Gran Bazar

El primer consejo que te daremos es que tengas claro desde el principio si quieres comprar y exactamente que quieres comprar, porque en este mercado llevan siglos perfeccionando el arte de vender, lo que hace que los vendedores hablen casi todos los idiomas más importantes del mundo y sepan perfectamente como venderte cualquier tipo de producto sin mucho esfuerzo.

El primer consejo es saber decir “no” cuando corresponda y si nos interesamos por algún producto es obligatorio regatear lo máximo posible, ya que además de pagar las cosas mucho más caros, si no lo hiciéramos sería considerado de mal gusto por la tradición de los comerciantes. En cuanto al regateo, no existen reglas establecidas, sólo el arte del vendedor y nuestra vergüenza serán los límites a esta tradicional forma de cerrar acuerdos.

En la mayoría de comercios nos ofrecerán un té, su aceptación no vincula a adquirir el producto ofertado, así que no hemos de sentirnos obligados a aceptarlo bajo ningún concepto.

Sin lugar a dudas, el Gran Bazar es uno de los espacios comerciales tradicionales más importantes de todo el planeta. Su visita es en cierto modo un estímulo de gran magnitud para nuestros sentidos, ya que el olor a comida, las preciosas texturas de las alfombras, el bullicio de las negociaciones de vendedores y posibles compradores serán la nota dominante de una visita que no olvidaremos nunca.



6) El Bazar de las Especias - el Bazar Egipcio 

Uno de los lugares con más encanto de Estambul es su conocido Bazar de las Especias. El mismo es uno de los mercados cubiertos más importantes del país, junto con otro mercado de Estambul; “El gran bazar”.




Muchos de los visitantes sólo conocen El Gran Bazar, que con su mayor tamaño y renombre internacional se lleva la mayor parte del turismo. Sin embargo, el Bazar de las Especias es igual de aconsejable por ser una excursión espectacular para el visitante.

Porque además de por su espectacularidad,  el bazar de las especias además es uno de los espacios comerciales más antiguos de todo Estambul ya que su construcción comenzó en los albores del siglo XVII con la finalidad de vender en la ciudad especias de toda Asia y África.

Fue un famoso mercado a nivel internacional pues en el se podían adquirir a buen precio todo tipo de hierbas medicinales, hierbas aromáticas y especias para la cocina. De hecho, se trasladaban miles de comerciantes de todas partes de Asia y Europa a adquirir las materias primas que después revenderían en diversas plazas comerciales.

Como la mayor parte de los productos provenían de la zona de Egipto, a este mercado se le conoció en muchos momentos como “Bazar Egipcio”.

Como decíamos, la construcción de este edificio fue ordenada en el año 1600 por orden y deseo expreso de Hatice Turhan, progenitora de Mehmed IV. La construcción de este mercado solo obedecía a motivos económicos, concretamente el de sostener económicamente a la Nueva Mezquita.

Con el paso de los siglos, el mercado se fue expandiendo y ofreciendo una mayor cantidad de productos. Concretamente, el Bazar de las Especias cuenta con seis entradas y más de ochentaycincotiendas en las que podremos adquirir todo tipo de especias, desde tés de todo tipo de hierbas, pasando por frutos secos, comidas de toda Turquía y Asia, semillas aromáticas, dulces tradicionales, plantas con propiedades milagrosas, cafés provenientes de todas partes del mundo y sobretodo el conocido “Café Turco”.

Pero además de especias, el Bazar, también acoge otra serie de puestos en los cuales podremos adquirir tanto bordados, como cerámica, alfarería tradicional, lámparas, alfombras y todo tipo de utensilios decorativos.

Como todo buen bazar, también dispone de una zona para comer, y aquí es en donde los sabores y olores más típicos de la ciudad se hacen con la atmósfera de la calle en una experiencia realmente incomparable.

Llegar al mercado es muy sencillo, el mismo se sitúa en el barrio de Beyazit, en Eminönü, justo al lado del Puente Gálatasituado, que se sitúa en la zona este de Sultanahmet, zona en la cual también podemos encontrar la ciudad vieja. Es un barrio especialmente relevante para el comercio pues en el también podemos encontrar el Gran Bazar y para la religión, puesto que alberga la Mezquita Beyazit y la Torre Beyazit. Por tanto, podemos aprovechar la visita al Bazar de las Especias para realizar un recorrido por la zona.

Además, como se sitúa en las cercanías del Bósforo, también estaremos muy cerca de la zona de la ribera del Bósforo en donde podremos elegir entre una gran variedad de restaurantes tradicionales en los que degustar una enorme cantidad de pequeños sabores de Estambul en un marco sencillamente incomparable.

Sin lugar a dudas el Bazar de las Especias es uno de esos lugares que merece la pena conocer en cualquier tipo de visita a la ciudad de Estambul, tanto por su increíble historia e importancia tradicional, como por su increíble variedad de hierbas, especias, sabores y olores así como por la maravillosa variedad de todo tipo de adornos y elementos decorativos tradicionales. Los cuales, sin ningún tipo de duda nos será muy difícil dejar de adquirir


7) La Torre Galata 

La Torre de Gálata, es una construcción de casi 67 metros de altura que fue construida en pleno siglo XIV y que durante más de dos siglos fue una torre de vigilancia y de defensa de la muralla que cubría está zona marítima de la antigua ciudad de Gálata.

La Torre tiene unas impresionantes nueve plantas de altura, hecho que le valió ser el edificio más alto de la ciudad durante varios siglos. Durante su construcción se utilizaron técnicas arquitectónicas pioneras en la época, fruto de este hecho, esta torre ha aguantado sin problemas una gran cantidad de terremotos.


Por sus propias características, la Torre de Gálata ha sido el lugar más indicado para controlar toda la zona en la que el Bósforo se une con el Mar de Mármara y la zona conocida como “Cuerno de Oro”, no sólo durante la época genovesa, sino también durante la época del Imperio Otomano.

La Torre, era el edificio más significativo de la “Podesta de Gálata”, la cual era una antigua ciudad-estado genovesa que se nutría fundamentalmente del comercio y en donde la economía era floreciente en cualquier época del año.

Esta antigua ciudad pasó a la historia tras la conquista de la capital bizantina por Mehmet II, en donde fue integrada en la nueva ciudad de Estambul. Gálata,  se convirtió tras este hecho en uno de los barrios más multiculturales y bohemios de la ciudad.

Uno de los hechos más increíbles, es que pese al paso de los siglos, esta multiculturalidad se mantiene en la actualidad, ya que esta zona de la ciudad es famosa por acoger todo tipo de espectáculos callejeros en los cuales la mixtura y el colorido de musulmanes, judíos y cristianos es la nota predominante.

Muestra de ello es que durante los fines de semana, en los alrededores de la torre (cabe destacar que la misma es el punto neurálgico principal de todo el barrio) se congregan todo tipo de músicos y artistas que a cambio de unas pocas monedas o en muchos casos “por amor al arte” comparten con el visitante toda su magia y cultura.

Recomendaciones para la visita a la Torre de Gálata

Es una visita más que recomendada, vale la pena abonar los seis euros que vale acceder al recinto.

Subiremos hasta la novena planta en ascensor, y finalmente continuaremos por una empinada escalera de caracol hasta el mirador.

Una vez en el punto más alto de la torre, nada mejor que sentarnos y contemplar la preciosa cúpula desde el increíble mirador.

En cuanto a la novena planta, la misma cuenta también con una de las mejores vistas panorámicas del Bósforo que podamos tener en la ciudad. Cubierta, acondicionada y a más de 51 metros de altura, desde esta planta podremos tomar un tradicional y delicioso Té por muy poco dinero.

Durante este Té, podremos divisar casi toda la ciudad de Estambul, tanto el lado asiático como el Europeo, pudiendo tener una vista perfecta tanto de La mezquita de Santa Sofia como La mezquita Azul y en la parte más baja el puente Gálata.

Sin duda, el momento ideal para visitar la Torre es pasada la tarde, ya que ver la torre iluminada es uno de las mejores experiencias que podemos regalarle a nuestros ojos y a nuestro espíritu.

Sin ningún tipo de duda, la Torre de Gálata es uno de esos lugares que merece la pena visitar en nuestra visita a Estambul, tanto por el precioso marco urbano que la rodea, con preciosos callejones en los que perderse y contemplar la esencia de un barrio único, como por sus impagables vistas que nos harán tener una postal de Estambul realmente inolvidable

8) El Museo de Chora

En la puerta de acrópolis se ubica el actual museo de Chora, era en la antigüedad una importante iglesia, en su idioma original se le llama Kariye Müzesi.

“Chora” significa “extramuros”, fue bautizada así debido que se levantó, en ese entonces, en el exterior de las murallas de la ciudad de Constantinopla. Se incorporó nuevamente a la ciudad cuando Teodosio “el grande”, rehizo las murallas, quedando ésta por la parte interna de la periferia, esto fue posible debido a que fue quien estableció aquí el catolicismo como la religión oficial.
Este recinto eclesiástico ha sido uno de los que más se ha tardado en terminar de ser edificado, se dice que empezó bajo el mandato de Justiniano (importante gobernador del imperio romano del oriente a quien se le denomina también “el último emperador romano”) en el año 413. Pero debido a los vaivenes de la historia, se re-comenzó a partir entre 1077 y 1081. Sin embargo hubo un gran terremoto que acabó con gran parte de ella, donde tuvieron que comenzar su reconstrucción en 1316, la cual finalizó 5 años después. Durante bastantes años fue una mezquita que recibió a cientos de fieles practicantes, este hecho hizo que todas las imágenes, incluida la campana fueran cubiertas por yeso y quitadas, respectivamente. El lugar de esta última la tomó un minarete, propio de la religión musulmana.
Desde aquí en adelante paso por muchas restauraciones, por esto pasó cerrada varias veces. La última vez, luego de ser reparada durante 10 años, le permitió abrir sus puertas al público recién en 1958, permitiendo que los visitantes admiraran su interior decorado con impresionantes pinturas, mosaicos y frescos que datan del siglo XVI creados por grandes artistas de la época Bizantina, el autor de estos últimos, específicamente fue Metokites.

El gran asombro que genera y que a veces desconcierta, se debe al perfecto estado de conservación de estas obras, además de su contenido, una mezcla entre el culto Bizantino y palabras de las sagradas escrituras. Por esto es posible ver que en ellas están representados personajes bíblicos como Jesús y su madre, la Virgen María, y hechos relatados en el evangelio como la resurrección de Cristo y el Juicio Final. Además de iconografía del antiguo testamento.

El horario en el cual se puede visitar es de 9:00 a 19:00 horas de lunes a domingo, durante los meses de abril a octubre y desde noviembre a marzo de 9:00 a 19:00, pero el día miércoles sólo hasta las 17:00 horas.

La ida puede resultar un poco compleja debido a que está retirada del centro de Estambul. Pero se aconseja,  para poder llegar hasta Chora, dirigirse a Beyazit o Eminonu y tomar una de las siguientes líneas 38E, 37E, 31E o el 36KE hasta la parada que señalada como Edirnekapi, desde aquí se camina 200 metros (desde donde se le puede ver), en tiempo son aproximadamente  minutos. Eso si, hay que pagar entrada, cuesta unos 5,50 euros o 15 liras.

Este es una visita que se recomienda a pesar de lo difícil que pueda resultar encontrarla, sobre todo para la mayoría de los extranjeros que nunca han ido a esta ciudad. Cuando por fin entres, todo el ajetreo habrá valido la pena, ya que habrás sido testigo de una de las tantas maravillas repartidas por la maravillosa ciudad de Estambul, aprendiendo de su historia y religión, además de situarte en aquella época, no sólo por su ornamentación, sino porque cada grieta dentro de ella posee las huellas de siglos pasados, emperadores y gobernantes que iban imponiendo su poder, gatillando cambios que afectaban a toda su civilización

9) El Palacio de Dolmabahce




Es el palacio fue construido entre los anos 1843-1856.  Despues de la contruccion del Palacio Dolmabahce, el palacip Topkapi que ha sido el palacio principal de los Otomanos, fue abandonado y la familia de los sultantenes se mudaron a Dolmabahce.

Es tambien el lugar donde el gran lider de los turcos y el fundador de la Republica Secular de Turquia; Mustafa Kemal Ataturk paso los ultimos anos de su vida y se murio alla.

El Palacio Dolmabahce se encuentra en Kabatas Estambul con una maravillosa vista al Bosforo.

Hoy en dia, la oficina presidencial tambien esta en el palacio pero sigue siendo un museo turistico.

10) El Museo Archeologico de Estambul

Estambul es una ciudad que se caracteriza por tener un pasado muy importante, hecho que acredita tanto en los múltiples monumentos históricos que tiene la ciudad de las mezquitas como en el gran patrimonio histórico que descansa en los muchos museos de historia de los que dispone la ciudad.

En el caso concreto del Museo Arqueológico de Estambul, es algo más que un museo convencional ya que podríamos decir que nos encontramos con un macro-complejo formado tanto por el museo del Antiguo Oriente, el Çinili Kösk, el museo de Azulejos y el arqueológico. Todos ellos, forman parte del conocido como “Complejo de los museos”.



Concretamente, vamos a referirnos al Museo Arqueológico de Estambul. El mismo es uno de los más importantes a nivel europeo. Es una institución con muchos años de trayectoria ya que fue fundado por un gran pintor y arqueólogo turco llamado Osman Hamdi en el año 1891.

En un principio, este museo se componía de una pequeña colección de antigüedades, sin embargo, poco a poco, los esfuerzos públicos y privados fueron consiguiendo ampliar la colección hasta constituírla en una de las más importantes a nivel arqueológico de todo el viejo continente. De hecho, en la actualidad es uno de los cinco mejores museos arqueológicos a nivel internacional, dato que demuestra la gran importancia de esta institución.

La gran colección de arquelogía del Museo se compone de tres ramas diferenciadas. En primer lugar algunos objetos de Arqueología en general, en la cual destacan algunos objetos como la colección de sarcófagos.

En segundo lugar existe una increíble colección de objetos de arte oriental, también sepulcros pero de origen otomano así como otros objetos de civilizaciones tan dispares como la egipcia, china o sumeria entre muchas otras.

Por último, y quizás una de las más impresionantes es la colección de cerámicas y joyas. La misma se encuentra en otro edificio, el de los Azulejos, además de por la colección vale la pena por el propio edificio, el cual fue construido por Mehmet II.

Consejos para la visita al Museo Arqueológico de Estambul


Llegar al Museo es muy sencillo, puesto que su ubicación es exacta entre el Palacio Topkapi y el Parque Gülhane, en pleno centro de Estambul, a escasos 300 metros de Santa Sofía u 800 metros de la Mezquita Azul. Está conectada mediante la red de tranvía, parando en Gülhane (Línea T1)

El museo se encuentra abierto de Martes a Domingo desde las 9hs hasta las 17hs, cerrando exclusivamente los días lunes. La visita cuesta 10 liras para los adultos y en el caso de los menores de 12 años, es totalmente gratuita.

Quizás algunas salas del museo se encuentren en un estado de conservación no tan aconsejable como debiera ser, sobretodo cuando subimos a la parte más alta del museo. Sin embargo, en las plantas más bajas es en donde encontraremos una mayor variedad de objetos interesantes y mejor conservados.

En conclusión, cabe decirse que esta es una visita obligada, tanto por la majestuosidad de los edificios que acogen las diferentes colecciones como por la espectacularidad de algunas de ellas, especialmente la colección de Sarcófagos con especial mención al sarcófago de Alejandro y Meleagro.
Quizás no seas un amante de la arqueología (si lo eres no hace falta convencerte de que te encantará) sin embargo, el Museo Arqueológico de Estambul es uno de esos museos que por sus características deja de ser un punto de interés exclusivo para los más expertos y apasionados en arqueología para pasar a ser un atractivo de primer nivel dentro de la ciudad y del agrado de todos los públicos


11) El Museo de Las Artes Turcas e Islamicas

Este museo esta en obras desde el ano 2012 y no se puede visitar todavia. El Museo fue utilizado como el palacio de Sadrazam Ibrahim Pasha - el vizir del Imperio Otomano y el esposo de la hermana del Sultan Soliman El Magnifico.

Hoy en dia, aunque hay construcciones en este momento es un museo importante donde se exponen muchas obras pertecientes a la arte islamica.


Que Hacer en Estambul? 

(En el tiempo restante)

CRUCERO POR EL BOSFORO

Hacer un paseo por el Bosforo es una cosa que no se debe perder en Estambul. Para mas informacion, puede ver el post detallado hagando clic en el titulo.


Otra actividad muy popular que hacer en Estambul es;

 un tour especial sobre la comida turca. Aunque esta actividad es bastante costosa, para los que estan interesados en la cocina turca y conocer las comidas turcas, se recomienda hacerla.

Mas informacion sobre los tours se pueden encontrar en la pagina de tripadvisor.

El tour se llama ISTANBUL EATS BACKSTREET WALKS



  1. Como llegar a Estambul en avion

Estambul es una de las ciudades mas destacadas de Turquia. Los turistas que llegan al pais se ven muy atraidos por la belleza de sus paisajes naturales, los monumentos que nos llevan a viajar en tiempo y conocer mas sobre la historia, como tambien su infraestructura hotelera capaz de brindarle una estadia de lujo a los visitantes ya que para poder disfrutar de una medianamente completa aqui se necesitan de 3 a 7 dias como minimo. No por nada es considerado uno de los destinos turisticos mas importantes del mundo.

Al visitar la capital de los Imperios Bizantino y Otomano tendras una oferta turistica maravillosa a tu disposicion.
Seria ideal que comiences a organizar tu viaje con tiempo de antelacion de modo que puedas definir, segun el tiempo que pasaras alli, los atractivos principales a conocer.
Ademas tambien te recomendamos informarte bien sobre como llegar a Estambul. Si has contratado un paquete de viaje o un tour por la ciudad, el viaje corre a cuenta de la empresa, pero de lo contrario puedes llegar a tu destino con alguna de las opciones que te contamos a continuacion.

Como llegar a Estambul en avion

Los vuelos a Estambul siempre son la opcion mas elegida por turistas nacionales y extranjeros, mucho mas por estos ultimos aun cuando hagan una parada en otra ciudad turistica de Turquia.

La ciudad posee dos aeropuertos internacionales. Uno de ellos el aeropuerto de Atatürk que es el preferido de muchos por su cercania al centro de la ciudad, solo 28 km. Esto no solo ofrece comodidad sino tambien un ahorro en tiempo y dinero en traslados hacia el hotel.
El otro es el aeropuerto de Sabiha Gökçen que, a diferencia del primero, esta un poco mas alejado de la zona centrica, a una distancia aproximada de 50 kilometros. Aqui aterrizan a diario vuelos de aerolineas low cost ya que, al no tratarse del aeropuerto principal, los vuelos a Estambul son mas baratos.

Si utilizas un buscador de vuelos online te encontraras con muy buenas ofertas de vuelos a Estambul por parte de aerolineas de bajo coste como lo son Spanair y Vueling.
tambien hay ofertas en vuelos, aunque no tan baratas como las anteriores, con companias como Iberia y Turkish Airlines.

Una vez aterrizado podras viajar del aeropuerto Atatürk a la ciudad de Estambul en metro, autobus, taxi, transfers o podras alquilar un coche.
La primera opcion es la mas economica. Coge la linea M1 con direccion a Aksaray haciendo parada en Zeytinburnu para tomar el tranvia linea T1. Un recorrido de aproximadamente 1 hora por 5 liras.
Los autobuses cuestan el doble y te llevaran a la plaza Taksim.
Los taxi, los servicios de transfer y alquilar un coche son alternativas mas caras pero que te brindan un servicio mas directo y seguro.

En cuanto al aeropuerto de Sabiha Gökçen, que se encuentra a 50 km. de la ciudad, podemos destacar como ventaja que tienen muy buenas conexiones con Estambul y esto nos permite trasladarnos con transporte publico si es que no queremos gastar dinero en un servicio de traslado con chofer.
Hay 5 autobuses que nos llevan desde el aeropuerto a Estambul, algunos de ellos van hacia la zona asiatica y otros hacia la europea asi que debes tener cuidado de tomar el correcto.
tambien hay otros buses de la
empresa Havas que conectan al aeropuerto con la plaza Taksim en un viaje de 1 hora.
La opcion de los taxis tambien esta presente pero un viaje nos costara alrededor de 50 liras que, comparado con las 3 liras que nos puede llegar a costar un viaje en autobus, es bastante costoso.


Pride Viajes Turquia

Excursiones en Turquia www.circuitosturquia.com

PRIDE TRAVEL
Miembro Oficial de TURSAB

Numero de Licencia:A5240

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Nuestra Oficina en Estambul:

Direccion Completa de la Oficina:

Calle Incili Cavus Nr. 15/18 Ates Pasaji / Cuarta Planta
Sultanahmet / Estambul / TURQUIA


Numero de Telefonos:

Telefono Oficina: +90 212 527 77 79
Numero 2 de la Oficina : +90 850 677 45 75
Fax: +90 212 527 06 72
Telefono Movil: +90 532 368 00 35

Visa Para Turquia

Entrar enpagina web oficial del Ministerio de Asuntos Exteriores, y seguir las instrucciones en la pagina.

ATENCION: (Todas las Excursiones en Turquia Listadas en Nuestra Pagina Web se Realizan Con Guia en Espanol A Menos Que Se Indique Lo Contrario)
Turismoturquia.es. Con la tecnología de Blogger.
-->